lunes, 7 de septiembre de 2015

"CAP. 31" (accidente)

Con mi bracico operado y colgando me fui a visitar a mi amiga la fisio, "la desbloqueadora", tuve que ir 3 veces porque nunca estaba, salía su compañera y me decía: se ha ido un momento (qué casualidad). Las dos primeras veces, se ve que me vio por la cristalera y por eso no salía, así que la tercera pasé por otro sitio, y ¡bingooooo!, como no me vio salió ella y se quedó helada, le digo: buenos días, y me contesta lo mismo. Estaba más colorada que un pimiento morrón, y no paraba de mover el bolígrafo que tenía en la mano, me pregunta: ¿cómo estás? y le digo: gracias a ti.... mal. Como puedes ver, me han tenido que operar otra vez. Solamente he venido para que lo sepas. Creo que lo de rehabilitadora te queda grande, así que espero que la próxima vez que vayas a "desbloquear" a alguien te acuerdes de mi y no le toques ni un pelo. De todas formas tienes que dar gracias que has dado conmigo, porque otra te hubiera puesto una denuncia que ibas a ver lo que cuesta un peine. Espero no volver a verte jamás y ya sabes: ojito con los desbloqueamientos. No me dijo ni pio, y yo me quedé más feliz que una perdiz.

28 comentarios:

  1. Respuestas
    1. Ya no tenía dinero para más abogados, por eso no lo hice.

      Eliminar
  2. en un principio te diria que tenías que haberla denunciado, pero sabes?' visto como está la justicia... lo mejor es lo que has hecho, quedarte en la gloria
    besos

    ResponderEliminar
  3. Sabía que tenías razón, y que ibas a decirle cuatro cosas, por eso no salía.

    ResponderEliminar









  4. Son muchos los profesionales que se creen dioses y luego cometen unos fallos traumáticos para los enfermos-enfermas.


    Saludos

    ResponderEliminar
  5. Agradecida tenía que estar de que no la denunciaras, aunque ... no sé si hubiera servido para algo. Besicos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Porque no tenía medios, sino, esta no se escapa. Un abrazo.

      Eliminar
  6. La tenias que haber denunciado. Besos.

    ResponderEliminar
  7. Ha tenido suerte de que no la denunciaras!!besos

    ResponderEliminar
  8. Querida Lobezna, he leído muchos de tus capítulos del accidente, veo que te has paseado por la calle de la decepción y amargura.
    Ya he regresado de mis vacaciones y os paso a visitar poco a poco.
    Un beso

    ResponderEliminar
  9. Es lo menos que se merecía vaya.....un abrazo!

    ResponderEliminar
  10. madre mia, no me había enterrado de nada me he quedado muerta! un abrazo enorme y muchísimo ánimo!

    ResponderEliminar
  11. Bueno, al menos pudiste desahogarte un poco!!!.
    Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Algo es algo.... dijo un calvo, ja ja ja. Un abrazo.

      Eliminar
  12. La tendrías que haber denunciado, una personas así que se ocupa de la rehabilitación de los demás y sus manos pueden hacer daños como te ha hecho a ti, mejor fuera de su profesión. Madre mía ahora me da hasta miedo ir al físico

    Un abrazo amiga

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ojala hubiera podido pero no tenía dinero. Un abrazoooo.

      Eliminar