jueves, 13 de agosto de 2015

"CAP. 25" (accidente)

Al día siguiente voy a mi doctora y le cuento lo sucedido. No se lo podía creer, y yo con un dolor que no me podía aguantar. Le digo que me mande una resonancia para comprobar lo que yo sospechaba. Como me vio tan mal me la mandó. El 26/5/07 me dieron los resultados y una vez más.... acerté. ¡Toma ya!. Después de tantas penas y tantos gastos, el brazo roto otra vez. Hay veces que llegas a un limite que no sabes si vas a levantar cabeza y ese día fue "una de esas veces". La doctora me mandó más rehabilitación a ver si la cosa mejoraba. Yo sabía que con el brazo roto todo empeoraría más, porque es ilógico rehabilitar una cosa rota, primero habrá que arreglarla y luego rehabilitarla, pero a ver quién le hacía la contra a la doctora.

28 comentarios:

  1. Madre mía para denunciar a la fisioterapeuta!
    Besos

    ResponderEliminar
  2. Terrible....
    Eres una luchadora bonita.

    Mi abraz❇ fuerte de luz

    ResponderEliminar
  3. Dime que la denunciaste por favor! Yo es que me crispo con estas cosas , como puede haber gente tan incompetente!

    Un abrazo amiga

    ResponderEliminar
  4. Amiga, de verdad que tu calvario parecía no tener fin!!! Vaya película de terror la que has pasado!!!.
    Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues sí, la vida a veces es muy injusta. Un abrazo.

      Eliminar
  5. ¡ Vaya lío vaya lío, y que dolor. Un beso.

    ResponderEliminar
  6. Al abogado se le va acumulando el trabajo.
    Besos.

    ResponderEliminar
  7. Pero....alucinada! Como te tuvo que tirar para que se rompiera!!!! Eso tiene responsabilidad civil!!! Un abrazo solete!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Imagínate el tirón que me pegó. Un abrazo.

      Eliminar
  8. Madre mía, pero es que no has parado.

    ResponderEliminar
  9. Hola Lobezna, ufff eso digo yo también, como vas hacer rehabilitación teniendo el brazo roto, primero que te hagan radiografías y lo que haga falta, valorar el daño y después poner remedio, pero no empezar la casa por el tejado, ainssss que desesperación y cuanto inepto anda suelto.

    Besos.

    ResponderEliminar
  10. Uff nena, se dice pronto todo lo que pasaste :(

    Besos

    ResponderEliminar
  11. He estado leyendo los capítulos anteriores, que no había leído, y vaya mala suerte que has tenido. Me ha entrado un escalofrío con lo de la "Bestia de la fisio" que no te puedes ni imaginar; será burra la tía, y mira que hay gente competente en los centros médicos, bueno, pues otra vez te ha tocado a ti. Lo siento.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  12. Sin duda, es para presentar una denuncia.
    Vaya sufrimiento!!!!
    Besitosss

    ResponderEliminar
  13. Y las leyes??!! no se supone que tendríamos derecho a que la ley nos protegiera en estos casos??
    Besos

    ResponderEliminar